Location

El error que le costó la vida al gerente general de la mina El Concheño, en el municipio de Ocampo, Luis Guzmán, fue haber ingresado sin equipo de protección corporal adecuado en su intento por reparar rápidamente una falla de un molino triturador de rocas que había sufrido una saturación y que luego emitió los reactivos tóxicos.

Los reportes de la Fiscalía General del Estado indican que el joven de 35 años falleció después de haber respirado grandes cantidades de ácido cianhídrico (cianuro), esto porque no pudo ser sacado a tiempo, pues otros dos empelados que intentaron rescatarlo también se intoxicaron y ello provocó que estuviese expuesto a los vapores mortales por casi una hora.

Después de recuperado el cuerpo y estando en el exterior, los socorristas realizaron maniobras de resucitación durante media hora, sin embargo nada pudieron hacer por salvarle la vida, pese a que fue llevado a un hospital en Ciudad Cuauhtémoc, donde finalmente fue declarado muerto.

Cabe mencionar que otros seis integrantes de la brigada de rescate resultaron con síntomas de intoxicación al estar en contacto con los químicos; hasta el día de ayer, seis de los ocho mineros que quedaron con vida, fueron dados de alta.

Es necesario mencionar que para los trabajadores de la mina, Guzmán falleció por un acto de heroísmo al intentar evitar que los vapores se propagaran y hubiera más víctimas que lamentar.

Otro de los lesionados es Jesús Hiram L. V., de 28 años de edad, quien declaró a las autoridades que al estar trabajando en el interior hubo problemas con las bandas del molino, tanto el occiso como un tercero entraron al molino para revisar lo que pasaba cuando en este lugar ya estaba invadido de la sustancia tóxica que se genera con las mezclas que utiliza el molino para moler las piedras.

Los intoxicados son parte del equipo de rescate de la compañía quienes fueron llevados al Hospital General de esta ciudad capital, porque tuvieron contacto con los reactivos, pero al momento sólo dos están hospitalizados, pero estables.

El aviso de la descompostura en una de las bandas recolectoras de material, que luego dañaron el molino, se dio durante la madrugada del domingo y a las 08:30 horas el líder de la planta se aventuró a ingresar a la zona del molino, sin antes recordar que debía esperar tiempo prudente para que se ventilara el área.

Personal de la empresa minera dio a conocer que este tipo de incidentes ha ocurrido en la planta numerosas veces, pero la decisión del gerente de la empresa para efectuar las reparaciones inmediatamente fueron lo que le provocó su muerte.

Aunque la unidad minera es propiedad de Grupo Frisco y al momento contaba con sus autorizaciones y permisos en regla, numerosos trabajadores indican que en la planta no hay equipo adecuado para atender este tipo de contingencias, lo que quedó en evidencia con la muerte del directivo y la intoxicación de 8 brigadistas.

De momento se desconoce si habrá clausura o investigaciones en relación a los hechos, ya que la Unidad Estatal de Protección Civil asegura que “está en espera de información de la compañía para actuar”.

La Dirección Estatal de Minería informó que en la Planta Beneficio efectivamente surgió un problema en el molino y se saturó y el encargado de planta trató de arreglarlo.

Cabe mencionar que la unidad minera es propiedad de Grupo Frisco y al momento contaba con sus autorizaciones y permisos en regla, por lo que de momento se desconoce si habrá clausura o investigaciones en relación a los hechos, según lo expuesto por el titular de minería, José Jabalera.

El molino semiautógeno o molino SAG, que ocasionó la emisión de vapores tóxicos, es un equipo usado en plantas mineras para moler rocas de mineral para reducir su tamaño y hacerlo apto para las etapas siguientes de procesamiento de dicho mineral.

Frisco tiene una amplia tradición en la explotación y exploración de lotes mineros para la comercialización y producción, sobre todo de barras de doré que contienen plata y oro. También trabajan en minas de cobre donde producen este mineral en forma de cátodo, fabricando además concentrado de cobre, zinc, plata y plomo. Esta compañía posee 9 unidades mineras operativas en México con los nombres de Concheño, Ocampo, San Francisco del Oro, María, San Felipe, Tayahua, Porvenir, Asientos y El Coronel.

Original Article: https://www.elheraldodechihuahua.com.mx/local/noroeste/fallecio-en-mina-por-un-acto-de-heroismo-3968940.html

SHARE THIS POST?

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp
Telegram
Email

Layne, A Granite Company, provides sustainable solutions for water resources and mineral exploration. Originally established in 1882, Layne offers a rich history of delivering safe, professional, and reliable water and minerals solutions throughout North and South America. Granite acquired Layne and its subsidiaries in the fall of 2018, to further Granite’s strategy to grow through acquisition and diverse end market expansion.